‘Ultimátum a Habeck’: Arrecian las críticas contra el vicecanciller alemán por la crisis energética

Publicado:

Los planes del Gobierno de introducir un recargo para hogares y empresas a partir de octubre para evitar la quiebra de compañías energéticas ha desatado una ola de descontento.

Noticias populares

El vicecanciller y ministro de Economía de Alemania, Robert Habeck, está siendo objeto de fuertes críticas por su gestión de la crisis energética que atraviesa el país.

 

La ola del descontento cobró especial fuerza tras conocerse los planes del Ejecutivo de introducir un recargo de 2,4 céntimos de euro por kilovatio hora para hogares y empresas a partir de octubre, con el objetivo de evitar la quiebra de compañías energéticas.

Sin embargo, la normativa actual prevé beneficios incluso para empresas que no atraviesan dificultades u obtienen grandes ganancias en otras áreas, lo que ha elevado voces de protesta contra Habeck, reseña la revista Spiegel.

Malestar en el seno de la coalición

Entre quienes critican al vicecanciller figuran políticos de partidos que forman parte de la coalición tripartita del Gobierno compuesto por el Partido Socialdemócrata (SPD, en alemán), el Partido Democrático Libre (FDP) y los Verdes, al que pertenece Habeck.

Christian Durr, líder del FDP en el Bundestag (Parlamento nacional), enfatizó que la intervención estatal para paliar los efectos de la crisis no debería agravarla. “Los errores de fábrica deben ser eliminados en el momento de la reunión del gabinete (prevista para este martes en el palacio de Meseberg)”, indicó, citado por el tabloide Bild, cuya edición del domingo contenía el titular: ‘Ultimátum a Habeck’.

Por su parte, la exlíder del FDP y actual integrante del Bundestag, Linda Teuteberg, señaló que las compañías con altos índices de beneficios no deben obtener más de la actual situación. “El hecho de que los consumidores aporten su granito de arena de forma solidaria para garantizar la seguridad del suministro no debe llevar a que las empresas altamente rentables reciban un recargo del bolsillo de los ciudadanos“, afirmó.

Mientras, en una entrevista con Zeit Online, el líder del SPD, Lars Klingbeil, acusó a Habeck de cometer “errores técnicos” durante la elaboración del pago suplementario en cuestión. Además, recalcó que no le queda claro cómo se distribuirá el dinero recaudado. “No puede ser que empresas que han ganado miles de millones durante la crisis sigan cobrando miles de millones en impuestos. De lo contrario, se produce un desequilibrio que también sienta mal a la población“, remarcó.

¿Revisión de los planes?

Habeck prometió este domingo que el Ejecutivo revisará el recargo para evitar que las empresas con grandes beneficios obtengan ganancias adicionales de los contribuyentes. “Resolveremos este problema“, aseguró el alto funcionario a Heute Journal.

Según Bild, si Habeck no presenta un nuevo plan, el canciller Olaf Scholz “podría incluso tener algo que decir”. “Hay un enfoque coordinado entre el SPD y el FDP, el canciller está involucrado”, cita el medio las palabras de una fuente anónima gubernamental.

Entretanto, el nivel de rellenado de las instalaciones del almacenamiento de gas se situó en el 82,7 % este domingo, según datos de la emisora pública NDR. Según los planes del Ejecutivo anunciados a finales de julio, este índice debe llegar al 75 % para el 1 de septiembre, al 85 % para el 1 de octubre y al 95 % para el 1 de noviembre.

 

spot_img

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

A Roger Waters le cancelan dos conciertos por su apoyo a Rusia

Está claro que la libertad de expresión brilla por su ausencia cuando de se trata de opinar en contra de los gobiernos occidentales. Eso ha sido así siempre, pero ahora, con la guerra de Ucrania desatada, lo estamos comprobando de manera bastante más clara.