El presidente de Siria, Bashar Al-Asad, junto a su esposa Asma y sus tres hijos, realizó el viernes un viaje no anunciado a la gobernación de Homs (noroeste del país árabe), para visitar a varios soldados heridos y a sus familias.

Esta visita es la tercera a esta región desde el inicio de la crisis en Siria, en marzo de 2011.

Al-Asad se ha trasladado desde Damasco (capital) varias veces para visitar los lugares afectados por el conflicto. A principios de febrero, viajó a su ciudad natal, Qurdaha, en la provincia de Latakia.

Con el fin de la crisis siria en el horizonte, en los últimos meses, muchos integrantes de grupos terroristas han depuesto las armas en la provincia de Homs. En un caso reciente, 121 radicales pertenecientes al grupo Ahrar Al-Sham se rindieron ante las fuerzas sirias.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.