El presidente ruso, Vladímir Putin | Mijaíl Kliméntiev / Kremlin / Reuters

Los planes de EE.UU. para desplegar misiles de mediano y corto alcance en la región asiática están preocupando a Rusia, porque pueden alcanzar el territorio ruso, ha declarado este viernes el presidente Vladímir Putin en una reunión del Consejo de Jefes de Estado de la CEI, que se celebra en estas fechas en Asjabad (Turkmenistán).

El mandatario ruso ha indicado que la salida de EE.UU. del Tratado sobre Misiles de Alcance Medio y Corto (INF, por sus siglas en inglés) tiene un impacto negativo en la seguridad internacional, ya que «los representantes oficiales del Pentágono ya han anunciado que tienen la intención de desplegar [este tipo de armas] en Asia, y lo están negociando con Japón y Corea del Sur».

Tres meses después de retirarse del tratado INF, EE.UU. probó un misil de mediano alcance. Eso indica que lo fabricaron hace mucho tiempo. — Vladímir Putin, presidente de Rusia

«Está claro quién se convierte en el blanco número uno en este caso. Esto no nos agrada, porque a nosotros también nos puede tocar«, enfatizó.

«Vamos a ver, por supuesto, dónde exactamente los desplegarán, pero [estas armas] también van a alcanzar el territorio ruso, por lo que todo esto no mejora, sino que empeora la situación en el campo de la seguridad internacional «, ha advertido Putin.

«EE.UU. salió del tratado INF por su política en Asia»

El líder ruso ha recordado que en el 2002, cuando EE.UU. se retiró del Tratado sobre Misiles Antibalísticos (ABM, por sus siglas en inglés), «lo realizó de una manera más simple, sin inventar nada ni culpar a Rusia, simplemente salieron y ya».

No obstante, para abandonar el tratado INF Washington decidió «hacer algo más sofisticado e inventó una excusa«, culpando a Moscú de violar este acuerdo, «aunque no está absolutamente relacionado con Rusia, sino con su política en Asia», ha señalado.

El mandatario ha hecho hincapié en que EE.UU. tres meses después de retirarse del tratado INF probó un misil de mediano alcance. «Esto sugiere que lo fabricaron hace mucho tiempo, porque no se puede producir un arma de este tipo en tres meses, es necesario trabajar en ello durante años», ha denunciado Putin.

«Y eso estaban haciendo: lo estaban desarrollando, salieron del tratado y tres meses después lo probaron», ha concluido el presidente ruso.

  • En febrero del 2019, EE.UU. suspendió formalmente sus obligaciones en virtud del tratado INF, lo que desencadenó un proceso paulatino de retiro de seis meses
  • En julio, el presidente ruso Vladímir Putin respondió a EE.UU. mediante la suspensión de la participación de Rusia en el tratado INF
  • Rusia ha enfatizado repetidamente que está abierta a un diálogo sobre el futuro de este acuerdo y del Nuevo Start, no obstante el pasado 2 de agosto el exasesor de Seguridad Nacional estadounidense, John Bolton, confirmó que EE.UU. se retiraba del Tratado INF

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.