Las empresas farmacéuticas han entregado millones de dólares a los dos partidos políticos australianos

Publicado:

Noticias populares

 

La industria farmacéutica contrata a un gran número de grupos de presión y entrega millones de dólares a los dos partidos políticos australianos, creando un nivel de influencia que un antiguo secretario del departamento de salud ha relacionado con los altos precios de los medicamentos en el país.

Alrededor de 72 empresas farmacéuticas distintas contratan a grupos de presión pagados para influir en las decisiones y políticas del gobierno. Están representadas por 29 empresas de presión distintas, muchas de las cuales tienen como personal a antiguos asesores ministeriales o políticos.

Entre 1998-99 y 2016-17, las empresas que fabrican medicamentos, o que los distribuyen al por menor, como las empresas de farmacia y las farmacéuticas, donaron 4,7 millones de dólares a los partidos Liberal, Nacional y Laborista.

Veintidós de las 72 empresas que contratan a grupos de presión también han hecho donaciones políticas en los últimos 19 años. Las donaciones alcanzaron su punto máximo en el ejercicio 2013-14, que coincidió con las elecciones federales de 2013.

Las grandes farmacéuticas tienen un importante interés económico en la forma en que se comporta el gobierno, especialmente en las decisiones o políticas que afectan a los precios de los medicamentos o a los procesos de aprobación de nuevos fármacos.

Un antiguo secretario del departamento federal de Sanidad, Stephen Duckett, que ahora es uno de los principales investigadores en materia de salud del Instituto Grattan, dijo que la industria farmacéutica era extremadamente poderosa y ejercía una importante influencia en el gobierno.

El año pasado, Duckett publicó un informe en el que se constataba que los precios de los medicamentos en Australia eran significativamente más altos que en el extranjero, y que los australianos pagaban unos 500 millones de dólares de más por los genéricos.

Dijo que la influencia de la industria farmacéutica contribuía claramente a los altos precios de los medicamentos. “No puedo decir cómo lo hacen, pero emplean a mucha gente”, dijo. “Son muy, muy activos reuniéndose con gente en el propio Parlamento”.

“Lo único que veo es el resultado, que acabamos pagando más. Tenemos políticas diseñadas a su medida y no a la del consumidor o el contribuyente”.

Un informe anterior de Duckett descubrió que la industria farmacéutica tenía a menudo un acceso y una influencia extraordinarios sobre determinadas políticas. Los grupos de presión de la industria estaban presentes cuando el gobierno federal elaboró su política de precios terapéuticos, una política destinada a impedir que el gobierno malgastara dinero en medicamentos de precio excesivo.

“Está muy bien que se consulte a los grupos de la industria, a las partes interesadas», dijo. «Pero en este caso concreto, no sólo se les consultó, sino que básicamente tuvieron la pluma y diseñaron la política”.

La cuestión de la influencia farmacéutica no es nueva ni exclusiva de Australia. Barbara Mintzes, investigadora de la Universidad de Sidney y experta en política farmacéutica, dijo que se había producido una tendencia mundial a debilitar las normas de evidencia para los nuevos medicamentos. Los cambios han facilitado la entrada de nuevos medicamentos en el mercado.

“Hemos visto un cambio a nivel internacional hacia la reducción de los estándares, especialmente en lo que respecta a la eficacia, la evidencia y la introducción de vías para comercializar un nuevo medicamento, y estándares de evidencia muy limitados, especialmente para algunos de los nuevos medicamentos contra el cáncer y las enfermedades raras que están llegando”, dijo Mintzes.

Melissa Raven, analista de políticas de la Universidad de Adelaida y epidemióloga psiquiátrica, dijo que también hay pruebas de que las empresas farmacéuticas participan en grupos de presión “astroturf”, es decir, el uso enmascarado de grupos de consumidores supuestamente “de base” para presionar a favor de un medicamento en particular.

“Utilizan esas organizaciones de consumidores sobre todo para los temas realmente emotivos, como un medicamento para salvar la vida de los adolescentes con cáncer”, dijo Raven.

“La industria farmacéutica ha sido extraordinariamente inteligente y estratégica a la hora de hacer ese tipo de presión emotiva”.

—https://www.theguardian.com/business/2018/sep/25/pharmaceutical-industry-donates-millions-to-both-australian-political-parties

Fuente: mpr21.info
spot_img

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias