Inicio Artículos Anarquismo venezolano “made in Provea”

Anarquismo venezolano “made in Provea”

292
0
Compartir

El editor de El Libertario, Rafael Uzcátegui, conocido en entornos anarquistas como autor del libro Venezuela: La revolución como espectáculo, es uno de los principales teóricos y funcionarios liberados de la ONG Provea, organización que ha sido fuertemente cuestionada por su carácter parcial en favor de los partidos de la derecha en Venezuela.

¿Quiénes están detrás de Provea?

Provea es financiada principalmente desde EEUU y Europa. Es la misma organización quien señala en su página web recibir financiamiento directo desde diferentes empresas y Estados. Entre los financistas gubernamentales destaca Inglaterra, Estado que ha sido el protagonista junto a Estados Unidos en el genocidio de Irak y Afganistán.

También destaca el financiamiento desde EEUU a Provea por la organización ‘democrática’ y ‘muy preocupada por el pueblo venezolano’, Open Society Institute, organización del terrorista financiero y estafador profesional George Soros(…).

El Periódico El Libertario se presenta como el brazo comunicacional de Provea, prueba de ello es que promueven en su sitio digital los comunicados de Provea, tanto escritos como en formato vídeo.

Entre los financistas privados de Provea también figura Ford Motor Company, empresa con importantes intereses industriales en Venezuela (Factoría de automóviles en Valencia, Estado de Carabobo). Ford Motor Company cuenta con un largo historial de colaboración con regímenes fascistas, financió al nazismo y fue la primera gran empresa internacional que colaboró con el Franquismo. La empresa ha sido acusada en Argentina por haber participado directamente en la detención ilícita, tortura y las desapariciones de sus propios trabajadores bajo la dictadura militar de Videla y la junta militar que gobernó en Argentina entre 1976 y 1983. El historial criminal de Ford es interminable. También destaca el despido antisindical de 58 delegados de la coordinadora asamblearia en 1977 en la factoría de Almussafes en Valencia, España. También fue muy sonado el caso de despido contra el compañero secretario general de la CNT en Ford, Alfredo Martínez, por oponerse al “Toyotismo”. Otro caso de terrorismo patronal de Ford fue dejar en la calle a 450 familias de trabajadores del Puerto de Santa María en Cádiz en 2011 por deslocalización, pese a que la fábrica presentaba cuantiosas ganancias desde 1990.

Otro organismo financista de Provea es CEJIL, organización paraestatal con sede en EEUU, cuya misión es, según su página web: “impulsar cambios sistemáticos a nivel estatal, y sirven como jurisprudencia para la región”. CEJIL es consultora oficial de la OEA, Organización de Estados Americanos, donde EEUU ejerce y fortalece su dominación política, militar y económica en la región.

Otros Estados que financian a Provea son Australia, Finlandia, Países Bajos, Noruega; Alemania a través de organizaciones como Dienste in Übersee y España a través de la organización católica Funderetica. Dentro de los financistas privados de Provea también destaca el gigante químico-farmacéutico Merck, empresa que especula con la salud de millones de personas, con presencia en cientos de países.

El discurso por los DDHH y la Democracia, históricamente relacionado con la izquierda, es actualmente un arma del capitalismo intervencionista y neocolonizador. Ha sido en nombre de la democracia y los derechos humanos que se han consumado los genocidios e invasiones de Irak, Afganistán y Libia. Dicho discurso, es ensalzado por ONGs que llaman abiertamente al intervencionismo, práctica comunicacional que ha sido fuertemente criticada desde diferentes medios anticapitalistas, un ejemplo concreto es la crítica al intervencionismo de Amnistía Internacional por la revista anarquista Amor y Rabia.

Provea también recibe financiamiento directo de la UE, Organización de Estados que ha sido fuertemente cuestionada por ser junto a EEUU cómplices del golpe de Estado fascista en Ucrania de principios de 2014.

En Venezuela la dinámica es similar: el mismo Rafael Uzcátegui a través de twitter, ha emitido comunicados de Provea llamando abiertamente al intervencionismo internacional: “Los hechos ocurridos en Venezuela muestran el deterioro de la institucionalidad pública para efectivamente arbitrar en las diversidad de posiciones políticas que existen en Venezuela. Frente a esta situación es muy importante que diversos sectores de la comunidad nacional e internacional reaccionen”.

Extractos tomados de vorticeinmediaista.blogspot.com.es

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here