Europa “se hunde inexorablemente” en la recesión: “una nueva realidad” para Occidente

Publicado:

La UE se hunde en la recesión, asegura el exjefe del Banco Central Europeo y ex primer ministro de Italia, Mario Draghi, agregando que ve el futuro de la economía europea con tintes sombríos. Al mismo tiempo, Eurostat publicó datos preliminares sobre el tercer trimestre de 2023, según los cuales el PIB de veinte países de la eurozona cayó un 0,1%.

Noticias populares

© Foto : Web oficial de la Unión Europea

Las estimaciones realizadas por Draghi fueron mucho más pesimistas que las del Fondo Monetario Internacional y del Banco Central Europeo (BCE), que pronosticaron un ínfimo crecimiento del producto interno bruto (PIB) del 0,1% para la eurozona.

En opinión del exjefe del BCE, los problemas de la economía europea se deben principalmente al encarecimiento de la energía, relacionado con las restricciones a los hidrocarburos rusos y a la escasez de mano de obra cualificada.

“Para que la economía pueda sostener el elevado índice de envejecimiento de la población que experimenta Europa en la actualidad, es necesario que la productividad aumente bruscamente. Esto se aplica ante todo a la energía. Europa no está en condiciones de pagar por la energía, el doble y el triple de lo que abonan sus competidores en otras partes del mundo”, detalló.

A su vez, Jack Allen-Reynolds, experto de Capital Economics, cree que hay una tendencia al debilitamiento general de la actividad económica en la eurozona, y el crecimiento del PIB se está ralentizando “independientemente de que se declare o no una recesión técnica”.

Le hacen eco los analistas de Oxford Economics, pronosticando que no se debe esperar una reactivación de las condiciones económicas en “un futuro próximo”. Por su parte, el Ministro de Economía francés, Bruno Le Maire, también declaró que en el tercer trimestre de 2023 la economía de su país entrará en recesión, después de Alemania.

De este modo, muchos economistas coinciden en que el principal golpe para la economía de la Unión Europea fue la enorme subida de los precios de la energía tras el estallido del conflicto en Ucrania en febrero de 2022. Alemania, cuyo enorme sector industrial depende del económico gas ruso, se vio especialmente afectada.

El reputado economista alemán Henrik Müller señala otra tendencia preocupante: el fuerte aumento de la deuda pública en los países occidentales.

Por ejemplo, en el año 2000, este indicador alcanzaba el 40% del PIB en el Reino Unido, el 50% en Estados Unidos, y en Alemania y Francia no superaba el 60%. Las únicas excepciones eran Italia y Bélgica, donde la deuda pública superaba el 100%. Un cuarto de siglo después, el panorama ha cambiado radicalmente. En todos los países ricos el nivel de deuda pública ha superado el 110% de media, en Estados Unidos el 120% (y superará el 140% en 2028 según el pronóstico del FMI), en Francia el 110%, en el Reino Unido más del 100% y en Italia el 140%.

Todo eso hace pensar, continua el economista alemán, que estos indicadores no disminuirán, sino que aumentarán. Al mismo tiempo, los tipos de interés bancarios están subiendo en los países occidentales, lo que aumenta significativamente la carga de la deuda, ya que los préstamos antiguos a tipos bajos vencen y los nuevos se vuelven mucho más caros.

Es especialmente difícil reducir la carga de la deuda cuando la economía está estancada, opina Henrik Müller. El ejemplo más obvio es Italia, donde el proceso de degradación tanto de la economía como del sistema financiero dura ya muchos años.

“Las economías occidentales están entrando en una nueva realidad. Se acabó la época de los tipos de interés bajos y llega la del dinero caro. Esto no augura nada bueno para el desarrollo económico”, resume.

Sus declaraciones fueron corroboradas por la reciente previsión económica, publicada por la Comisión Europea. Así, en Italia, el déficit presupuestario alcanzará el 5,5% del PIB, en Francia y Polonia se esperan cifras similares, mientras que en Estados Unidos, un año antes de las elecciones presidenciales, el presidente Joe Biden ha acumulado deudas superiores al 8% del PIB. Conforme con el FMI, esta tendencia continuará en los próximos años.

En Alemania, la coalición gobernante había previsto gastos muy elevados, que incluyen la reconversión de la industria en verde, elevados costos medioambientales, de defensa y de digitalización, por no hablar de la ayuda militar a Ucrania.

Sin embargo, con el estancamiento económico convirtiéndose en recesión, el actual Estado alemán no puede eludir tales gastos. Además, el Tribunal Constitucional ha prohibido al Gobierno utilizar dinero de fondos especiales. De esta manera, la crisis financiera en Alemania puede convertirse en una crisis política y provocar el colapso de la actual coalición, señalan medios locales.

1 COMENTARIO

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

Mercenario británico se queja de que la línea del frente “se está derrumbando por todos lados”

Un mercenario británico arremetió contra los dirigentes occidentales, afirmando que la línea del frente en Ucrania "se está derrumbando por todos lados" debido a los retrasos en las entregas de armas por parte de Occidente y agregó que incluso "se siente avergonzado de ser occidental" por la supuesta inacción de los aliados de Kiev.

Le puede interesar: