Compartir

DONETSK, UCRANIA (Sputnik) — El jefe de la República Popular de Donetsk, Alexandr Zajárchenko, propuso crear en Ucrania un nuevo Estado para el periodo de transición de tres años.

“El régimen de Kiev no es capaz de acabar con la guerra civil, proponemos establecer el Estado de Malorrusia, un Estado joven e independiente para un periodo de transición hasta 3 años”, dijo a los periodistas.

Según Zajárchenko, “Ucrania ha demostrado ser un Estado fallido” y la situación “ha llegado a un callejón sin salida”.

La creación del nuevo Estado ayudará a terminar el conflicto en Donbás, mientras los residentes de las regiones y la comunidad internacional deben apoyar esta idea, señaló.

Alexandr Zajárchenko, propuso decretar el estado de excepción durante la creación de nuevo Estado en Ucrania, la llamada Malorrusia.

“Debido a un grave estado económico del país, al posible caos y desintegración y la posibilidad de que se desate “una guerra todos contra todos”, consideramos necesario imponer el estado de excepción por un periodo de tres años”, dijo.

Zajárchenko explicó que este periodo terminará con la aprobación de la constitución del nuevo Estado.

Señaló que un comité encargado de la creación del nuevo Estado definirá en su próxima reunión dentro de un mes su forma de gobierno.

Por su parte, el viceprimer ministro, ministro de Ingresos y Tributos de la autoproclamada República Popular de Donetsk, Alexandr Timoféev, declaró que la Constitución del Estado de Malorrusia será aprobada en un referéndum popular tras un amplio debate.

“La Constitución de Malorrusia está en proceso de preparación y se aprueba en su variante inicial por la Asamblea Constitucional y pasa a un referendo popular, luego de realizarse una amplia discusión social tanto a nivel regional como federal”, afirmó el alto funcionario.

Matvéev indicó que el nuevo Estado será un ente federativo con amplia autonomía y leyó el acta constitucional sobre la creación de un “nuevo Estado” con capital en Donetsk, que sería heredero legal de Ucrania.

El político señaló que esta variante “permitirá detener la guerra”.

“Nosotros, los representantes de la antigua Ucrania, anunciamos la creación de un nuevo Estado, heredero legal de Ucrania; concordamos en que el nuevo Estado se llamará Malorrusia, ya que el apelativo de Ucrania se desacreditó; la capital de Malorrusia será la ciudad de Donetsk”, señaló.

Según Timoféev, los órganos centrales del nuevo Estado se encargarán del presupuesto federal, el Ejército y los servicios secretos.

“Proponemos elegir representantes de todas las regiones a la Asamblea Constitucional que instaure el país Malorrusia y apruebe la nueva Constitución”, declaró.

Timoféev señaló que la futura Constitución de Malorrusia supondrá “el estatus no alineado del país, la igualdad de derechos de las religiones y confesiones tradicionales, la reanudación de la participación en la Comunidad de Estados Independientes, el restablecimiento de las relaciones con Rusia y la celebración de conversaciones tripartitas Malorrusia-Rusia-UE”.

“Malorrusia es un Estado multinacional, cuyos idiomas oficiales son el malorruso y el ruso, manteniendo los derechos de las lenguas regionales”, indicó, leyendo un fragmento del acta constitucional del nuevo Estado.

El político señaló que la propuesta contempla la posibilidad de mantener la exención de visados con la UE en caso de que Bruselas no se oponga.

Además, Timoféev abogó por “erradicar la oligarquía, incluido a nivel legislativo” y “renunciar a las deudas de Kiev”, así como suceder al poder ucraniano legal antes de los acontecimientos de 2014.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here