Compartir

En Occidente consideran que los sistemas de misiles Iskander son las armas más peligrosas de Rusia, declaró el coronel en la reserva Víctor Baranets en una entrevista con radio Sputnik.

Baranets afirmó que los Iskander se consideran uno de los complejos más precisos del mundo y sus misiles son capaces de acertar a un blanco situado a 500 kilómetros.

“Es un arma importante que hace mucho que entró en servicio del Ejército ruso (…). En Occidente consideran que cuantas más armas parecidas a los Iskander entren a formar parte del arsenal de Rusia, más problemas podrían surgir en las regiones de Europa donde EEUU tiene desplegados sus escuadrones de defensa antiaérea. Los estadounidenses están aumentando de forma muy activa sus sistemas de defensa antiaérea y Rusia está buscando un antídoto para ello. Mientras que los diplomáticos tratan de ponerse de acuerdo, los especialistas rusos no se quedan de brazos cruzados (…) y están trabajando en la modernización de estos sistemas”, dijo.

La principal peculiaridad de los Iskander es que pueden portar dos misiles capaces de volar “en un trayecto casi balístico, es decir, a altitudes altas y bajas”.

“No quiero irritar al Pentágono y a otros colegas en Occidente, pero quiero decir que uno de los misiles Iskander modernizados ya ha volado a una distancia de más de 2.000 kilómetros”, dijo.

El militar también destacó que la modernización de los misiles fue una respuesta adecuada al despliegue de los sistemas de defensa antiaérea de EEUU en Europa.

Actualmente, Rusia intenta aumentar el alcance de sus misiles para poder atacar los sistemas de defensa antiaérea que EEUU construye en Europa.

“Es decir, que nuestros Iskander no van a ser desplegados ante el balcón de los sistemas estadounidense, pongamos, en Kaliningrado. Necesitamos Iskander cuya precisión no disminuya a medida que se alejan de las fronteras de Rusia”.

Según el experto, Rusia moderniza sus sistemas porque con cada nuevo misil está reaccionando a la amenaza proveniente del despliegue de sistemas estadounidenses en Europa.

Recientemente, el Ministerio de Defensa de Rusia ensayó un nuevo misil para los complejos Iskander en el polígono de Kapustin Yar, en la provincia de Astracán.

El Iskander-M es un sistema de misiles tácticos con un alcance de hasta 500 kilómetros destinado a derribar misiles, aviones y helicópteros y a destruir puestos de mando y de comunicaciones del enemigo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here