La Policía Nacional de Nicaragua ha desarticulado dos bandas que organizaban actos violentos, tipificados entre otros como ‘conspiración al terrorismo’.

Los detenidos buscaban provocar terror y zozobra en la sociedad bajo la convocatoria de una supuesta marcha pacífica contra el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, ha detallado el comisario de la Dirección de Auxilio Judicial, Farle Roa Traña

Según los funcionarios, han sido arrestados dos grupos armados que participaron en los hechos violentos de las ciudades de Masaya y Chontales, y los miembros de las bandas han sido presentados en Managua (capital), acusados de conspiración al terrorismo, porte o tenencia de armas de fuego y municiones.

En los operativos, ha agregado Roa Traña, también se han incautado armas de fuego, drogas y vehículos en los que cometían los actos criminales.

Lenin Antonio Salablanca Escobar, uno de los detenidos, agredía a personas que participaban en las caminatas por la paz y también es uno de los responsables de instalar tranques en la ciudad de Juigalpa (este de la capital), donde atacaban y torturaban a los pobladores, conforme ha denunciado el comisario.

La violencia y las protestas antigubernamentales en Nicaragua estallaron en abril, tras una reforma del Instituto Nacional de Seguridad Social (INSS), aunque la enmienda fue finalmente revocada, siguieron los actos vandálicos que dejaron cerca de 200 muertos.

Al respecto, Ortega ha denunciado que los disturbios son protagonizados por “la derecha” y “terroristas golpistas”, que cuentan con financiamiento del Gobierno de Estados Unidos, presidido por Donald Trump, con el objetivo de derrocarlo.

Mientras tanto, los nicaragüenses han protagonizado varias marchas para exigir justicia por las víctimas del “terrorismo golpista”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.